Masajes

¿Qué es un masaje tántrico?

Comenzamos con un error de bulto. No hay sólo uno, sino multitud de tipos de masaje tántrico. Y a su vez, cada terapeuta o cada practicante emplea sus conocimientos y su pericia a la hora de aplicarlos, de manera que el modo de alcanzar el objetivo es siempre diferente y peculiar. También se trata de saber si esos toques nos llevan al estado que deseamos y ponemos como meta.

El gozo y el placer generado en ese momento permite conectar el cuerpo con todas nuestras esferas sutiles (mente, espíritu, sentimientos, emociones,…). Es conveniente volver a lo dicho: Tantra significa red o tejido. De esa manera hay una reconexión. Somos un todo completo. Y ese es el mecanismo que hace que consigamos ese equilibrio sutil, lleguemos a la sanación y, si las cosas van por el sendero deseado, al estado de iluminación; si bien, siendo realista, esta meta es más lejana.

En cuanto a la meta, hay bastantes puntos a tocar. Hay que saber qué es lo que se propone y qué es lo que se desea conseguir. Las expectativas son frenos que pueden hacer que la magia de la experiencia se rompa. Antes de comenzar el masaje en si, sería conveniente una charla para que entre las dos partes se llegue a una acción consensuada. Por otra parte, está el perturbador asunto del final feliz. El masajista ha de saber si la persona está dispuesta a eyacular o no, pero en todo caso una pregunta previa o a la par sobre ello puede hacer que el clímax se rompa por completo.

Recordad. No ofrecemos masajes tántricos fuera de nuestros talleres ni os vamos a dirigir a un determinado profesional por razones obvias.

La práctica

Un buen masaje tántrico es un excelente masaje terapéutico, al que se le incluyen una serie de movimientos o pases por todo el cuerpo, desde los pies a la cabeza siguiendo un determinado circuito y empleando una respiración determinada que con una actitud concreta provoca un estado excepcional de dicha, gozo, placer y superación de todo tipo de barreras corpóreas. Te proponemos este vídeo porque conlleva algo básico: el toque consciente. Fíjate en la amplitud de los movimientos y en lo bien que avanza por las fibras musculares y sigue los canales energéticos:

Es un vídeo de exposición de un formidable masaje y masajista, pero falta lo esencial; la respiración tántrica. Sin ella, no hay masaje tántrico. A su vez, nos va a permitir trabajar con la energía kundalini, que para nosotros es esencial. Los servicios ofrecidos por masajistas que olvidan esta respiración y se hacen llamar masajistas tántricos no son profesionales tántricos, sino del masaje o del sexo (o de ambos).

De hecho, es realmente difícil localizar masajistas tántricos en sentido estricto, esto es, que trabajen con un determinado tipo de energía y respiración y lo hagan sobre suelo (futón,…).

Hay un antes y un después de la primera experiencia con el masaje tántrico y hemos de ser muy cuidadosos con la elección de que quién nos la proporcione sea la persona adecuada, en el momento y las condiciones propicias.

Lo que aquí aparece es una mera descripción. Para profundizar, es mejor que acudas a algún curso o taller (con nosotros o con quién desees) donde podrás experimentar en ti, con otros y recibir la información necesaria. En casi todos nuestros talleres puedes encontrar algún tipo de masaje tántrico, pero hay uno que está dedicado en gran parte al Masaje Tántrico, que es el «Taller de Masaje Tántrico».

En concreto

El masaje prostático se ve pormenorizadamente en:

Taller de fin de semana de Placer Anal para Hombres, Bilbao, 23 al 25 de abril de 2021   

Esto no implica (nos pregunta bastante gente por lo mismo) que te capacite o aprendas, después de un fin de semana, a dar maravillosos masajes tántricos profesionales porque es algo que te va a llevar mucha práctica, pero te va a dar las pautas, precisamente, para poder comenzar a experimentar de una manera relativamente segura (hay manos agraciadas y otras, no tanto). 

Tras lo expuesto, consideramos que lo mejor es que seas tu mismo quien valore dónde, cómo y con quién acudir. No vamos a mediatizar tu decisión.

Existen varios tipos; el masaje general (corporal), masaje zonal, mixto o masaje completo. Un masaje completo puede llegar a durar tres horas; un masaje lingam (zonal), una media hora.

¿Dónde acudir? ¿Quién es? ¿Cuánto pagar? ¿Qué me voy a encontrar? Estas y muchas más preguntas pasan por nuestra mente antes de acudir por vez primera a un masajista tántrico o donde un terapeuta que no conocemos. Es normal. Pero lo mejor, es preguntar sin reparo al profesional. Es necesario distinguir a un masajista serio de un cretino que se dedica a engañar a la clientela, ofreciendo un servicio que dista de ser lo que se anuncia y sea un reclamo para adornar el oficio más antiguo de la humanidad (sumamente respetable, pero no es lo que se pretende en este espacio).

Puedes ver diferentes tipos de masaje, según su área corporal a tratar pulsando en los siguientes botones